LA NUEVA BANDERA QUE PRESIDIRÁ ÉSTE BLOG

LA NUEVA BANDERA QUE PRESIDIRÁ ÉSTE BLOG

Si se pusiera al frente del desierto del Sahara a un gobierno socialista, al cabo de pocos años tendría que importar arena. Además del papel higiénico, claro.

¿VACACIONES?, POR SUPUESTO EN "GRAN CANARIA"

DEDICADO A ESA COSA BONITA QUE SE UNIÓ A MÍ EN EL 73. POR SUPUESTO QUE JUNTOS HASTA EL INFINITO Y MÁS ALLÁ

TE ESPERAMOS CON LOS BRAZOS ABIERTOS EN "GRAN CANARIA"

Y ESTO VA A MISA

EN MI CASA MANDO YO, AUNQUE LAS DECISIONES LAS TOMA, MI SEÑORA.

Seguidores

BANDERA DEL DIA DE LOS MACHOTES Y LAS SEÑORITAS DE TODA LA VIDA

BANDERA DEL DIA DE LOS MACHOTES Y LAS SEÑORITAS DE TODA LA VIDA
¡¡Y NO VOY A PEDIR PERDÓN!!

LAS MENTIRAS TIENEN LAS PATAS MUY CORTAS

MUCHO TONTO POR AHÍ

¿QUE SIGNIFICA SER POLÍTICAMENTE CORRECTO?

RENUNCIAR A TU PROPIO CRITERIO PARA CONSEGUIR

LA FALSA ACEPTACIÓN DE UNA MAYORÍA DE IMBÉCILES

jueves, 12 de junio de 2014

ESPAÑA Y SU FUTURO INMEDIATO.

"AUNQUE NO LO REQUIERA LA CONSTITUCIÓN Y, AUNQUE SOLO FUERA POR CORTESÍA PROTOCOLARIA, EL ACTUAL JEFE DEL GOBIERNO DEBERÍA PONER SU CARGO A DISPOSICIÓN DEL NUEVO REY"

Ésto es solo una sugerencia que le realizamos a Mariano Rajoy para que acepte los cambios que España y los españoles nos merecemos.

Despejado el camino con la inesperada  abdicación del monarca, Rajoy tiene ahora que elegir entre desempeñar el efímero papel de aquel presidente continuista llamado Arias Navarro o convertirse en “mártir” como su predecesor, Carrero Blanco.

Y como la valentía no parece estar entre sus cualidades, se da por seguro de que no pondrá obstáculos y facilitará que Felipe VI tenga al menos la oportunidad de reconducir por el camino lógico para posicionar a España en el lugar que debe ocupar internacionalmente, salvando al pueblo español, que no merece estar en la posición a la cual le ha llevado, el "café para todos" de Felipe Gonzalez y "z-ETA-p". La constitución lo deja MUY CLARO.

Hay una referencia Italia, con una “partitocracia” muy similar a la española y donde Beppe Grillo (Génova, 1948) y su Movimiento 5 Estrellas ha desempeñado el papel reactivo que ahora juegan de forma incipiente en España Pablo Iglesias (Madrid, 1978) con Podemos-IU-Equo (Primavera Europea) y  Julio Anguita (Fuengirola, 1941) como ideólogo desde “Frente Cívico-Somos Mayoría”. O Alexis Tsipras (Atenas, 1974) con su “Syriza” y Nigel Farage (Downe, 1964) con su UKIP en el Reino Unido. Fue algo parecido a lo que ocurrió en España cuando en las vísperas de la muerte de Franco se formó la Junta Democrática (1974) con republicanos, democristianos críticos y comunistas que se arracimaron en torno a Don Juan, mientras que socialistas, monárquicos y democristianos del régimen lo hacían con su hijo Juan Carlos.

España, a la que frecuentemente se asemeja con Italia, “un país que es conocido como una “partitocracia”, es decir, por un grado de control de las cúpulas de los partidos sobre las instituciones públicas igual o incluso superior al que suele ser denunciado en España”. Se puede culpar veladamente a Juan Carlos de haber abdicado mucho antes de hacer pública su decisión, lo que ha llevado al país a la ruina: “el jefe del Estado también debe arbitrar y moderar el funcionamiento regular de las instituciones. Esta tarea se ha echado muy en falta en España en los últimos años cuando el Parlamento, el Gobierno y la justicia han dejado de funcionar de acuerdo con sus misiones constitucionales”.

Sería recomendable usar el ejemplo de lo sucedido en Roma: “Hace dos años y medio el Gobierno italiano, azotado por una serie de escándalos y la persecución judicial de su líder, estaba paralizado ante la crisis económica del país y las presiones de la Unión Europea. El jefe del Estado quitó entonces al jefe del Gobierno y nombró en su lugar a un prestigioso profesional independiente -(apolítico)- con experiencia en las instituciones europeas (Mario Monti), el cual formó un Gobierno con los mejores especialistas en cada tema, sin ningún miembro de ningún partido político, que obtuvo a pesar de ello el apoyo del 90% del Parlamento. El nuevo Gobierno fue apoyado también por los líderes de la Unión Europea y de Estados Unidos. Italia ha tenido desde entonces su mejor periodo de gobierno en la historia moderna”. ¿Existe el “Mario Monti” español? ¿Un técnico europeísta que no esté contaminado, por los partidos y que sea capaz de crear un gobierno técnico que, solo con su prestigio, convenciese a los diputados para hacerse un “harakiri” como el de las Cortes de Franco?

Mario Monti (Varese, 1943), de acuerdo con el calendario electoral previsto, convocó nuevas elecciones al cabo de un año y medio: “Más o menos el mismo tiempo que falta en España para que se cumpla el plazo para una nueva convocatoria. Tras esas elecciones, las resistencias al cambio de los partidos políticos tradicionales hicieron imposible la formación de una mayoría parlamentaria, la cual habría requerido una gran coalición con miembros de los dos partidos mayores. Pero ésta se acabó formando algunos meses después, al coste de una reestructuración del sistema de partidos. Mientras tanto, el presidente Napolitano había nombrado una comisión para elaborar propuestas de políticas públicas formada por 10 expertos, algunos de los cuales pasaron a formar parte del nuevo Gobierno. Es muy notable que toda esta experiencia tuviera lugar en un país que era conocido como una “partitocracia”.

“La mayor ventaja de una iniciativa del Jefe del Estado, en éste caso Felipe VI, es que viene desde fuera del sistema de partidos políticos, por lo que puede ser especialmente eficaz en inducir reformas que afecten también al sistema de partidos”. Para ello, Felipe VI solo tendría que usar la misma Constitución que se estudió y apoyó su padre con la “casta política española”: “De acuerdo con la Constitución española, el Jefe del Estado puede destituir al jefe del Gobierno que gestionare mal su gobierno, disolver el Parlamento, convocar elecciones, nombrar un nuevo presidente del Gobierno, así como a los ministros que este proponga, presidir personalmente las reuniones del Consejo de Ministros, expedir los decretos gubernamentales, promulgar las leyes y, de acuerdo con el Jefe del Gobierno nombrado por él, convocar referéndums sobre decisiones de especial importancia Constitucional, nunca por caprichos de las minorías.

Se espera en general que el Jefe del Estado use estas capacidades de acuerdo con los resultados electorales. Pero en una situación de emergencia social y política, como sin duda es la española, los poderes del Jefe del Estado están para usarlos, como en el caso italiano, de acuerdo con la letra del texto legal, que no es otro que:

¡LA CONSTITUCIÓN!.

Por último, todo esto conllevaría, tras ese periodo de año y medio de profundas reformas constituyentes llevadas a cabo desde un Ejecutivo sin pelaje político, se abocaría a que los capitales exiliados regresen y lleguen nuevas inversiones extranjeras, para el nuevo reinado de Felipe VI. "Es decir, su legitimación, no ya dinástica o Constitucional, sino por los resultados de su acción. Como su padre, el nuevo Jefe del Estado necesitará una legitimación de este tipo por una gran mayoría de la sociedad española, así como de la escena internacional, para consolidar su reinado en los años por venir”.

Una Euskadi y una Cataluña  nuevos, frescos y sin sobresaltos separatistas. Y una actualización de la Constitución española que sea para Felipe VI, su referéndum legitimador. Que la fuerza le acompañe. Porque la herencia recibida por los políticos actuales está tan envenenada que sitúa a la Corona, y al joven Rey, en el centro del conflicto político. Exhibido y vulnerable. Tan exhibido y vulnerable como estuvo su padre en aquella lejana medianoche de Febrero.

Ésta es la democracia a la española y es a lo que debemos llegar con buen pié, con tranquilidad y sin quebrantos anti-españolistas, donde el idioma oficial que por derecho propio nos pertenece a todos es el ESPAÑOL, respetando siempre, la cultura y las lenguas regionales, que no sean obligatorias y sí habladas por quienes quieran utilizarlas libremente, nada de traductores en un País como España donde nuestra lengua española es para todos, no para unos pocos. El tiempo y nuestra cultura de milenios nos dará la razón y saldremos ganando todos, que es de lo que se trata la democracia para ser respetados y no el choteo que se traen los radicales antisistemas de romper con todo.

Y si alguno cree que esto no se puede realizar debido a que estamos en la UE, pues nos salimos durante un tiempo, hasta que todo se arregle o pedimos tiempo muerto. Que todos se enteren que ESPAÑA es una.

Hernando de Acuña (1520-1580)

Al rey nuestro señor
soneto

Ya se acerca señor, o es ya llegada
  La edad gloriosa, en que promete el cielo
  Una grey, y un pastor, solo en el suelo,
  Por suerte a vuestros tiempos reservada:

Ya tan alto principio en tal jornada
  Os muestra el fin de vuestro santo celo,
  Y anuncia al mundo para más consuelo
  Un Monarca, un Imperio, y una Espada:

Ya el orbe de la tierra siente en parte,
  Y espera en todo vuestra monarquía,
  Conquistada por vos en justa guerra:

Que a quien ha dado Cristo su estandarte,
  Dará el segundo más dichoso día
  En que vencido el mar, venza la tierra.

4 comentarios:

Javier dijo...

La "cosa" está tan mal que sólo una Junta Militar, con la aquiescencia de todos los partidos políticos poniendo al servicio de España a sus mejores personas, es decir: sus mejores "mujeres y hombres", puede solucionar nuestro futuro con Felipe VI a la cabeza. Si esto es políticamente incorrecto: Lo siento. Mas como decía Alonso Quijano: Cosas veredes Sancho amigo…

Un abrazo.

José Luis de Valero dijo...

Mi opinión ya la sabías de antemano, pero me ratifico en ella.
Exhaustivo y pormenorizado post el tuyo, mi querido amigo. Sin duda que el futuro Rey Felipe VI se encuentra en el ojo del huracán, pero dudo mucho que tras su juramento proceda a destituir a Rajoy, disolver el Parlamento, convocar elecciones y nombrar un nuevo presidente del Gobierno,
Eso sería como añadir más leña al fuego y no está el horno para bollos.
Lo que sí creo que Felipe VI se inhibirá de cualquier maniobra que pueda dinamitar su reciente reinado. Y mucho menos convocar un referéndum popular sobre decisiones políticas de especial importancia, ya que estas decisiones se toman previamente a puerta cerrada sin consultas al Pueblo.
Un abrazo, mi querido amigo y camarada.

Doramasw dijo...

Para la casta, siempre será politicamente incorrecto, se quedarían sin poltrona.
Un saludo.

Doramasw dijo...

Los dias pasan y la suerte está rodando en la ruleta, que lo mismo es la ruleta rusa.
Un abrazo.